República Popular de Stokes Croft

El día después de la graduación, nos paseamos por Stokes Croft. Como mi disertación fue sobre el arte callejero de Stokes Croft en Bristol y el Barrio de Tampiquito en Monterrey, parecía lo correcto darme la vuelta y ver si había algún cambio desde Septiembre que entregué el trabajo. Sí lo hubo, y muy positivo.

El mural de la Outdoors Gallery (Galería Exterior) junto a la tienda principal de la People’s Republic of Stokes Croft (República Popular de Stokes Croft) era nuevo. Es cambiado al menos dos veces al año, y la última vez que estuve ahí fue un tributo a los pioneros del arte urbano en Bristol por parte del colectivo estadounidense Tats Cru. Ahora fue un homenaje póstumo a CK1 por parte de SEPR, uno de los personajes más característicos de la República, también creador del anuncio en contra de que el supermercado Tesco abriera una sucursal en esta región en la que se prefiere apoyar a vecinos y comerciantes locales en vez de dar más dinero a grandes corporaciones que no te conocen.

Entré a la tienda/galería a ver si se encontraba Chris Chalkley, fundador y encargado principal de la PRSC. Estaba trabajando en el taller detrás de la Galería Exterior, le comenté sobre el trabajo de disertación, y le agradecí por haberme dado algo de información mientras lo estaba investigando. Chris no se acordó porque fue hace mucho tiempo, pero me felicitó y me dijo que le mandara una copia por correo. Dentro del taller, me enseñó unas cuantas cosas nuevas en la pared de la tienda/galería, y que le parecieron muy importantes: un artista había pintado las palabras ‘Truth’ (Verdad), ‘Beauty’ (Belleza), ‘Justice’ (Justicia), los valores más importantes para la comunidad. Otro, rotulado a la manera de los antiguos anuncios, escribió ‘We make our own future’ (Hacemos nuestro propio futuro), indicando que para alcanzar estos valores, hay que crearlos y vivir a base de ellos.

También me enseñó un edificio frente a los talleres de cerámica, al otro lado de la Turbo Island, sobre la calle Stokes Croft (la PRSC está en la calle Jamaica). En él, notarios públicos trabajan de manera gratuita para ayudar a los más necesitados. El ayuntamiento quería derrumbar este edificio por viejo y ‘feo’, y la gente de la PRSC logró evitarlo embelleciendo el lugar sin cobrar un solo centavo – así como los notarios en sus servicios jurídicos. Uno de los chicos se encontraba todavía en el lugar, pintando flores en las ventanas.

Seguimos caminando y encontrando más pinturas viejas y nuevas por las calles.

Esta tienda de teléfonos, por ejemplo, tiene ilustraciones con graffiti de todos los servicios a los que puedes acceder con un celular moderno. Shazam, Angry Birds, Twitter, calendario, noticias, chat, WordPress, etc.

Una ballena quiere amamantar a un bebé humano, pero este no le tiene confianza.

Un misterioso letrero en el que Stokes Croft gana el premio de Britain in Bloom por arreglos florales en el año 2012, 2013 y 2015; y es considerado ‘gemelo’ de las comunidades independientes St. Ives en Cornwall, Montmartre en Francia, y Wan Chai en Hong Kong. ¿Quizás podrían agregar Tampiquito, México?

Por último, Chris nos imploró que visitáramos la rotonda subterránea de St. James Barton, popularmente conocida como The Bear Pit (La Fosa del Oso). Por su sobrenombre, podrán suponer que no era el lugar más bello de la ciudad. La gente de la PRSC se encargó de cambiar esta idea, y puso otra Galería Exterior aquí mismo. Ahora hay enormes lienzos con imágenes de distintos artistas locales tanto en los pasillos peatonales como en el pequeño parque donde todo converge.

Té y pastel.

Antes gris y triste, es ahora una zona llena de color. Hasta la actitud de la gente al pasar por aquí ha cambiado. Músicos ambulantes estuvieron tocando en uno de los túneles en aquel jueves soleado.

Justo después de tomar el camino más cercano a la estación de autobuses, nos topamos con King of Paint, una tienda en la que venden ropa, grabados, y artículos para graffiti. Vean nada más. Hace diez años, una tienda no hubiera podido anunciar artículos para graffiti sin correr con el riesgo de que la cerraran. Los primeros artistas urbanos se las ingeniaban para comprar – o robar, si eran muy pobres o menores de edad – aerosoles para pintar automóviles, o pinturas vinil-acrílicas, y eso era lo que utilizaban para dibujar en las paredes a gran velocidad y en medio de la noche. Ahora, lo hacen en vivo y delante de la gente en eventos como See No Evil en agosto pasado en la calle Nelson, grandes celebraciones en las que las familias están en contacto con el arte y hasta los niños pequeños toman talleres de graffiti. Ya no para pintar pinos al óleo sobre un lienzo como me tocó en la infancia, sino monitos – creados por ellos mismos – con aerosol. En una época en la que las masas toman el poder y la información es casi gratuita y accesible (por ejemplo, en los celulares que se venden en esa tienda párrafos más arriba, y desde donde quizás estés leyendo esto), era lógico que el arte siguiera los mismos pasos y dejara el pavor y el elitismo de las galerías.

En la tienda compré esta taza de SEPR. Ahora tomo de una taza en la que una pareja toma de una taza en la que una pareja toma de una taza en la que una parej…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s